EVANGELIOS APOCRIFOS



Evangelios Apócrifos (significa "que ha sido ocultado"):

Son evangelios auténticos no aceptados por la Iglesia (los consideró heréticos).


El número exacto de evangelios apócrifos no se conoce, ya que en esa época cualquier persona decía tener evangelios.

Entre los evangelios apócrifos, que proliferaron en  la Iglesia en el s. II y posteriormente, los hay fundamentalmente de tres clases: aquellos de los que sólo han quedado algunos fragmentos escritos en papiro y se asemejan bastante a los canónicos, los que  se conservaron completos y narran con sentido piadoso cosas acerca de Jesús y de la Santísima Virgen, y  aquellos otros que ponían bajo el nombre de un apóstol  doctrinas extrañas distintas de las que la Iglesia creía por la verdadera tradición apostólica. 

Los primeros son escasos y apenas dicen nada nuevo, quizás porque se conoce poco de su contenido.

A ellos pertenecen los fragmentos del “evangelio de Pedro” que narran la Pasión. 

Algunos apócrifos, de los que sólo han quedado algunos fragmentos, se asemejan bastante a los canónicos.

Otros se conservaron completos y narran con sentido piadoso cosas acerca de Jesús y de la Santísima Virgen.

Entre los segundos el más antiguo es el llamado “Protoevangelio de Santigo” que narra la permanencia de la Santísima Virgen en el templo desde que tenía tres años y cómo fue designado San José que era viudo para cuidar de ella cuando ésta cumplió los doce años. Los sacerdotes del Templo reunieron a todos los viudos y un prodigio en la vara de José consistente en  que de ella surgió una paloma hizo que el fuera el designado.

Otros apócrifos más tardíos que recogen la misma historia, como el el “Pseudo Mateo”, cuentan que la vara floreció milagrosamente. También se detiene el Protoevangelio en contar el nacimiento de Jesús cuando San José iba con María hacia Belén. Narra que el santo patriarca buscó una partera la cual pudo comprobar la virginidad de María en el parto. En una línea parecida otros apócrifos como “la Natividad de María” se detiene en narrar el nacimiento de la Virgen de Joaquín y Ana cuando éstos eran ya ancianos. La infancia de Jesús y los milagros que hacía siendo niño los cuenta el “Pseudo Tomás”, y la muerte de San José es el tema principal de la “Historia de José el Carpintero”.

En los apócrifos árabes de la infancia, ya más tardíos se fija la atención en los Reyes Magos de los que en un apócrifo etíope se dan incluso los nombres que se han hecho tan populares. Un motivo muy querido en otros apócrifos, como el llamado “Libro del reposo” o el “Pseudo Melitón” fue la muerte y la Asunción de la Santísima Virgen, narrando que murió rodeada de los apóstoles y que el Señor transportó su cuerpo en un carro celeste. Todas estas leyendas piadosas circularon con profusión en la Edad Media y sirvieron de inspiración a muchos artistas. 

Otros, que se ponían bajo el nombre de algún apóstol, contenían doctrinas extrañas  distintas de las que la  Iglesia creía por la  verdadera tradición apostólica.

Otro tipo de apócrifos son los que proponían doctrinas heréticas. Los Santos Padres los citan para rebatirlos y, con frecuencia, los designan por el nombre del hereje que los había compuesto, como el de Marción, Basílides o Valentín, o por los destinatarios a los que iban dirigidos, como el de los Hebreos o el de los Egipcios. Otras veces los mismos Santos Padres acusan a estos herejes de poner sus doctrinas bajo el nombre de algún apóstol, preferentemente Santiago o Tomás.

Las informaciones de los Santos Padres se han confirmado con la aparición de unas cuarenta obras gnósticas en Nag Hammadi (Egipto) en 1945. Normalmente presentan presuntas revelaciones secretas de Jesús que carecen de cualquier garantía. Suelen imaginar al Dios Creador como un dios inferior y perverso (el Demiurgo), y la adquisición de la salvación por parte del hombre a partir del conocimiento de su procedencia divina. 

Pero, ¿Por qué estos evangelios fueron excluidos por la Iglesia?  Las razones que ofrece la Iglesia son : “hubo un desfase de tiempo entre la muerte de los apóstoles y la redacción de los apócrifos; la importancia que otorgan estos textos al liderazgo de la mujer y que a diferencia de los evangelios canónicos, los apócrifos no fueron redactados por inspiración divina”.

La tesis del desfase de tiempo que transcurre entre la redacción de los textos apócrifos y la muerte de los apóstoles, es dudosa y cuestionable, debido a que los evangelios canónicos fueron escritos 30 y 60 años después de la muerte de Cristo y sus apóstoles. Es decir que los autores de los evangelios canónicos, Marcos, Mateo, Lucas y Juan, murieron mucho antes de que sus evangelios fueran redactados, por lo que no es posible afirmar que los escribieran directamente los apóstoles.

Y muchos ignoran que la primera declaración de la Iglesia Católica sobre la lista oficial de textos sagrados, fue en el Concilio de Trento, a finales del siglo XVI. El misterio, temporal, entonces, es: ¿por qué la Iglesia Católica no dejó claro cómo formó esta lista de libros sagrados entre los años 180 y el 200? Tampoco dejó un solo documento que explique por qué se escogieron esos libros, siendo que, curiosamente, hay más evangelios apócrifos que canónicos.

El segundo argumento de la Iglesia Católica, para desestimar los textos apócrifos, es la importancia que otorgó Jesús a la mujer, en cuanto a su liderazgo y específicamente, el rol que jugó María Magdalena entre los apóstoles. La relación de Jesús con las mujeres era diferente a la que los antiguos judíos mantenían con ellas, relegándolas a un tercer plano. La mujer para Cristo, tenía un papel importante que fue constreñido y prohibido, aniquilado. Algunos evangelios apócrifos lo confirman, lo que resquebrajaría los pilares más sólidos sobre los que se ha erigido la Iglesia Católica hasta hoy.

El mundo judío no veía con buenos ojos la cercanía de Jesús con el mundo femenino y muy probablemente, de aceptarse los textos apócrifos, como un modelo, no sólo habría sacerdotes, sino también sacerdotisas, porque en los evangelios apócrifos se les iguala, al menos en lo que es su función y en cuanto a su relación con Jesús.

Y respecto del vínculo de Jesús con María de Magdala (ciudad desde donde provenía María Magdalena),  se ha especulado e incluso se ha sugerido que ambos habrían formado una familia dejando descendencia. ¿Qué hay de cierto en ello?, ¿fue, María Magdalena, la mujer de Jesús? La respuesta se halla en parte del evangelio de San Felipe (página 66):”El maestro amaba a María más que a todos sus discípulos y a menudo la besaba en….”. Eso es todo lo que se pudo rescatar al respecto, debido a que el resto del códice fue seriamente dañado.  Personalmente, estoy convencido que sí fueron compañeros sentimentales, pero es imposible asegurarlo, no puede establecerse a ciencia cierta.

El tercer argumento de la Iglesia Católica, se basa en la divina inspiración de los evangelios canónicos, mientras que los otros carecen de esa inspiración y fueron escritos por mortales comunes y corrientes, esto se debería a que los primeros apóstoles transmitieron lo que oyeron a Jesús, con palabras muy exactas y escribieron con precisión los evangelios canónicos. En cambio, los textos apócrifos podrían ser un invento. Pero, la divinidad, es imposible de constatar. Discutir la calidad de divinos en los textos bíblicos, forma parte de un dogma de fe - creer por creer, sin cuestionar y sin pruebas científicas -.

Algunos de los evangelios apócrifos vieron la luz, por primera vez, después de 1600 años de haber sido escondidos en el desierto. El primer hallazgo se registró en 1945, en Nag Hammadi, Egipto. Dos hermanos campesinos cavaban a orillas del río Nilo en búsqueda de abono y se encontraron con una vasija. La rompieron para saber qué contenía y pudieron comprobar que se trataba de varios códices. Los guardaron para hacer fuego con parte de ellos y el resto fue vendido en el mercado negro de anticuarios egipcios. De estos códices sólo 13 pudieron conservarse y 10 fueron seriamente dañados. Los textos llegaron a manos del gobierno de Egipto, que compró un códice y confiscó los demás para resguardarlos en el Museo del Cairo. Otra pequeña parte, permanece en Zúrich, Suiza. En total son 13 volúmenes, 52 textos, entre los que destacan: “El Evangelio de Felipe”, “El Evangelio de la Verdad”, “El Libro Secreto de Juan” y “El Apocalipsis de Pablo”. Los demás evangelios apócrifos fueron hallados en 1947, en la localidad de Qumran, valle del desierto de Judea, ubicado en las costas occidentales del Mar Muerto. Tras arduas investigaciones científicas pudo verificarse que los textos pertenecieron los esenios, una antigua comunidad agnóstica. Las escrituras fueron hechas sobre cuero y papiro, permanecían en 11 cuevas diferentes y en 1955 sumaban 40.000 fragmentos.

En resumen, no hay ninguna razón válida para excluir los evangelios apócrifos de la Biblia.

El desfase temporal, también es una cuestión que ocurrió en el caso de los evangelios canónicos.

Asimismo, de aceptar la Iglesia Católica y otros credos judeo-cristianos, la importancia de la mujer en la protohistoria religiosa, habría que aceptar y reconocer la igualdad de la mujer y el hombre en cuanto a las potestades y ejercicio sacerdotal. Por ejemplo, la mujer también podría aspirar a un papado, algo que por cuestiones que sólo la Iglesia podría explicar, sería un fuerte quiebre en la estructura actual de la Iglesia.

En cuanto a la divinidad de las escrituras consideradas sagradas en la Biblia, tal y como ahora la conocemos, no hay ningún asidero que permita distinguir qué textos poseen inspiración divina y cuáles serían profanos.

En este sentido la única razón plausible es que la Iglesia escogió aquello que era política y religiosamente conveniente para ejercer una supremacía y mantenerla intacta como ha sido hasta nuestros días, concluye Piñeiro.


-- * --



Listado de los evangelios más relevantes:

- Evangelios gnósticos

* Evangelio de Felipe
Este texto es modernamente famoso porque se ha dicho que es la primera fuente que sostiene la idea del matrimonio entre Jesús y María Magdalena.

* Evangelio de Tomás
A diferencia de los evangelios canónicos, el de Tomás no adopta la estructura de un relato acerca de la vida de Jesús, sino que contiene sólo dichos de Jesús enmarcados en las conversaciones que mantiene con varios de sus discípulos.

* Evangelio de Marción
Marción proclamaba que la Iglesia había contaminado el Evangelio al querer asimilarlo al judaísmo. Marcion enseñaba que el Dios del Antiguo Testamento y estas Escrituras era malo y llegaba a la conclusión que en un mundo donde se veían tantos sufrimientos tenía que ser la obra de un dios malo, el creador del mundo yde los hombres. Frente a este dios malo, estaba un dios bueno que permaneció escondido por siglos y se manifestó en Cristo, este era un dios amoroso y bueno y que trató de salvar al hombre del “dios malo” y que por lo tanto este dios “pareció” hombre, sin serlo.

* Evangelio de María Magdalena
El texto revela las tensiones existentes en las primitivas comunidades cristianas entre los protoortodoxos, representados por Pedro, y los gnósticos, simbolizados por María Magdalena. Además, de acuerdo con este texto, María Magdalena habría sido depositaria de revelaciones secretas de Jesús, y habría tenido un papel destacado en la comunidad cristiana postpascual.

* Evangelio de Judas
Escrito en tercera persona, el texto es un diálogo entre Jesús y sus discípulos, especialmente Judas, que aparece como el discípulo favorito de Jesús. Según este evangelio, Judas entregó a su maestro a los romanos siguiendo órdenes del propio Jesús.

* Evangelio apócrifo de Juan
Describe una aparición de Jesús de Nazareth en la cual le da información privada al apóstol Juan luego de que Cristo ascendiera al cielo.

* Evangelio de Valentín o Evangelio de la Verdad
Este manuscrito se refiere a la verdad sobre el Padre, que es el hijo y es el Espíritu Santo, son las tres fuerzas primarias del universo. Estas tres fuerzas constituyen en sí mismo al Padre (Osiris) que al desdoblarse se convierte en NEIT (la  Madre) y de la unión de Él y Ella resulta nuestro Jeshua particular, nuestro Jesucristo Íntimo quien debe entrar en nosotros, en nuestro cuerpo para salvarnos.

* Evangelio griego de los egipcios
Desde el punto de vista teológico, muestra claros rasgos gnósticos, como lo es la negación radical de la sexualidad.  Igualmente característico de los textos gnósticos es el diálogo como procedimiento literario.


- Evangelios de natividad e infancia

* Evangelios de la infancia de Tomás
El texto describe la vida del niño Jesús, usando eventos sobrenaturales, frívolos, e incluso malévolos, en comparación con la naturaleza pícara de algunos dioses-niños en la mitología griega. Una de las epístolas muestra a Jesús haciendo pájaros de barro, a los que luego le da vida. En otro episodio, un niño derrama agua que Jesús ha recolectado, y éste lo maldice, causando que el cuerpo del niño desfallezca hasta convertirse en cadáver.

* Evangelio árabe de la infancia
Este evangelio de la Infancia (como otros evangelios apócrifos de la infancia) fue escrito a fin de satisfacer la curiosidad de aquellos que querían más detalles relacionados con la niñez de Jesús.

* Evangelio armenio de la infancia
Este evangelio apócrifo es uno de los más extraños, en él se nombran los nombres del padre y la madre de María, cosa que no se da en la Biblia, pero sí que reconocen los nombres, igual pasa con los nombres de los reyes magos, y el nombre de Longino, el romano que clavo su lanza en el costado de cristo, esos hechos son narrados tan solo en este evangelio apócrifo, sin embargo, los nombres se dan como buenos por parte de la Iglesia…

* Evangelio de la natividad de María
Se limita a relatar con extremada concisión los hechos principales de la vida de San Joaquín y de Santa Ana, la Natividad de María, su vida en el templo, su matrimonio con San José y, finalmente, la Anunciación y el Nacimiento del Niño Jesús, con cuya sola mención se cierra el libro.

Protoevangelio de Santiago
El texto consta de dos partes distintas:
1) Vida de María hasta el nacimiento de Jesús.
2) Nacimiento de Jesús.
La obra se cierra con un epílogo (capítulo XXV), en el que Santiago se presenta como autor e indica que compuso la obra cuando se retiró al desierto para huir de un motín que se produjo en Jerusalén tras la muerte de Herodes.
El protoevangelio tiene una finalidad apologética. Se trata de defender a María de las acusaciones que contra ella hacían tanto judíos como paganos: la madre de Jesús habría sido una mujer pobre e ignorante, adúltera y repudiada por su marido, que habría dado a luz a un hijo ilegítimo de un soldado romano. Para rechazar estas acusaciones, el autor del protoevangelio enfatiza la santidad de María, y, sobre todo, su virginidad, incluso después del parto. La redacción de este evangelio tiene sin duda relación con los inicios del culto mariano.

*  Evangelio del pseudo-Mateo
Se considera que es una reelaboración en latín del Protoevangelio de Santiago


- Evangelios de Pasión y Resurrección

* Evangelio de Bartolomé
El evangelio de Bartolomé es un evangelio apócrifo que narra la pasión y resurrección de Cristo. Toca una serie de puntos muy dispares: la encarnación, la bajada de Jesús a los infiernos, la creación de los ángeles y la caída de Lucifer y otros.

* Evangelio de Nicodemo, también llamado "Hechos de Pilatos" (Acta Pilati)
 En él, se relata el episodio de la Anastasis o descenso de Cristo a los infiernos.


- Otros

* Evangelio secreto de Marcos
Este evangelio resulta enormemente polémico, ya que contiene posibles implicaciones sobre homosexualidad en Jesús, que muchos cristianos podrían encontrar gravemente ofensivas. Por otro lado, las anómalas circunstancias en que la carta fue descubierta hacen sospechar que pudiera tratarse de una falsificación.

Evangelio de Pedro
Relato de la Pasión de Cristo con importantes diferencias con respecto a los evangelios canónicos. Por una parte es Herodes, no Pilatos, el que ordena la ejecución de Jesús.
La diferencia más importante con los evangelios canónicos, sin2 embargo, es que se relata la resurrección de Jesús, de la que son testigos directos los guardias romanos y otras muchas personas que se habían congregado allí.

* Evangelio del Pseudo-Santiago
---

* Evangelio cátaro del pseudo-Juan023
---

* Evangelio de los hebreos
El único punto conocido en que el texto difiere de los evangelios canónicos es la referencia al Espíritu Santo como madre de Jesús. 

* Evangelio de los ebionitas
En él se hacen comentarios explicativos del grupo ebionita (corriente del cristianismo primitivo que se mantenían fieles a la Ley mosaica, cumpliendo preceptos judíos tales como la circuncisión, el sábado, las prohibiciones alimenticias (cashrut), etc.)

* Evangelio de Bernabé
La finalidad del texto es adaptar la versión del critianismo a la visión islámica de Jesús. Así, el propio hijo de María reconocería reiteradamente que él no es el mesias. En esa versión tampoco Jesús es crucificado, sino que lo es en su lugar Judas, razón por la cual no hay resurrección. Se describe a Jesús como un hombre (no Dios) precursor de Mahoma.

* Evangelio de Taciano
Aunque la obra se conoce en nuestros días como el Evangelio de Taciano no es propiamente un evangelio sino una armonía de los cuatro evangelios canónicos. Se trata de la más antigua armonía que existe, donde Taciano intenta poner orden cronológico a los sucesos narrados en los cuatro evangelios. Se considera literatura no inspirada.

* Evangelio de los nazarenos
El texto parece haber sido una traducción aramea del evangelio de Mateo, con solo un reducido número de variaciones y adiciones. Era usado por una secta judeo-cristiana conocida como los nazarenos (un grupo nazareno de judíos convertidos que vivían en la Palestina ocupada por Roma).

* Evangelio de Ammonio
Algunos consideran que no es apócrifo porque en realidad realiza una síntesis sucesiva de los cuatro evangelios canónicos- tomando como base el de San Mateo y llenando con fragmentos de los otros tres sus vacíos.

* Evangelio de la Venganza del Salvador
---

* Evangelio de la muerte de Pilato
---

* Evangelio apócrifo de Galilea
---


- Manuscritos de Nag Hammadi (Lista completa):

Codex I (también conocido como El códice de la Fundación Carl Gustav Jung):
La Oración de Pablo
El Libro Secreto de Santiago
El Evangelio de la Verdad
El Tratado de la Resurrección
El Tratado Tripartito

Codex II:
El Libro Secreto de Juan
El Evangelio de Tomás un evangelio de dichos
El Evangelio de Felipe, evangelio de dichos
La Hipóstasis de los Arcontes
Sobre el origen del mundo
La Exégesis del Alma
El Libro de Tomás el Contendiente

Codex III:
El Libro Secreto de Juan
El Evangelio Copto de los Egipcios
Epístola de Eugnostos
La Sofía de Jesucristo
El Diálogo del Salvador

Codex IV:
El Libro Secreto de Juan
El Evangelio Copto de los Egipcios

Codex V:
Epístola de Eugnostos
El Apocalipsis de Pablo0
El Primer Apocalipsis de Santiago
El Segundo Apocalipsis de Santiago
El Apocalipsis de Adam

Codex VI:
Los Actos de Pedro y los doce Apóstoles
El Trueno, Mente Perfecta
Enseñanzas Autorizadas
El Concepto de nuestro Gran Poder
La República de Platón - El original no es gnóstico pero la versión de Nag Hammadi esta muy modificada con conceptos gnósticos de la época de los manuscritos.
El Discurso sobre la Ogdóada y la Eneada - un tratado hermético
La oración de Acción de Gracias (con una nota manuscrita) - una oración hermética
Asclepius 21-29 - otro tratado hermético

Codex VII:
El Paráfrasis de Sem
El Segundo Tratado del Gran Seth
El Apocalipsis Gnóstico de Pedro
Las Enseñanzas de Silvanus
Las Tres Estelas de Seth

Codex VIII:
Zostrianos
La Carta de Pedro a Felipe

Codex IX:
Melquisédec
El Pensamiento de Norea
El Testimonio de la Verdad

Codex X:
Marsanes

Codex XI:
La Interpretación del Conocimiento
Una Exposición Valentina, Sobre el Ungimiento, Sobre el Bautismo (A y B) y Sobre la Eucaristía (A y B)
Alógenes
Hipsifrones

Codex XII
Las Sentencias de Sexto
El Evangelio de la Verdad
Fragmentos

Codex XIII:
Trimorfa Protennoia
Sobre el origen del mundo